Una extraña emisión de ondas que pudo llegar a la Tierra desde un planeta extrasolar está siendo investigada como un indicio de vida extraterrestre. Los expertos indican que hay indicios de que la señal llegó desde Próxima Centauri b, una «supertierra» que tiene superficie rocosa, que se cree que alberga agua líquida y que está a 4,2 años luz de la Tierra.

Incluso algunas mediciones arrojaron la hipótesis de que tiene una atmósfera. Este planeta forma parte del sistema estelar Alfa Centauri, el más cercano al Sol. Las ondas fueron detectadas en 2019 por un radiotelescopio gigante ubicado en Australia y desde entonces diferentes equipos buscan entender el hallazgo.

Y entre las hipótesis que se manejan es que el origen tenga que ver con alguna forma de vida fuera de la Tierra.

«Fue una señal que apareció una vez y no volvió a repetirse. Tenía una frecuencia que no emiten los dispositivos terrestres como los satélites y las naves», explica Mar Gómez, doctora en Ciencias Físicas por la Universidad Complutense de Madrid.

Búsqueda de vida extraterrestre

Son cada vez más los científicos que plantean que se debe tomar más en serio la búsqueda de vida extraterrestre. El director del Observatorio Nacional de Radioastronomía de EE. UU., Anthony Beasley, afirmó que debería haber más apoyo de Washington para ese campo de investigación, que ha sido rechazado por quienes financian proyectos gubernamentales durante décadas. La NASA también tiene sus proyectos al respecto y fue más allá de la observación astronómica. En julio de 2020 lanzó la misión del robot explorador Perseverance para buscar vestigios de vida en Marte.

BBC Mundo